El tripartito desoye a Podemos y renueva el convenio de la zona azulSetex Aparki gestionará cinco años más el servicio de estacionamiento en las calles más comerciales del municipio ;Podemos ha advertido de que la prórroga del contrato supondría la "ruptura" del pacto de investidura de Bernal ;El edil de Movilidad asegura que la "prioridad" era que el Ayuntamiento asumiera la gestión, pero se descartó tras un "análisis exhaustivo y una profunda reflexión" ;"Hemos presionado a la concesionaria para que introduzca innovaciones que nos hacen tener un convenio mejor al acuerdo 'trampa' que firmó el PP", señala

El delegado de Movilidad, Miguel Díaz, durante su comparecencia. FOTO// M.C

El delegado de Movilidad, Miguel Díaz, durante su comparecencia. FOTO// M.C

El delegado de Movilidad, Miguel Díaz, ha anunciado este jueves que el Ayuntamiento prorroga la concesión para que la empresa Setex Aparki gestione la zona azul, que regula el sistema de aparcamientos de vehículos en las calles más comerciales del municipio. La empresa, que asumió el servicio en 2012, se hará cargo así de la prestación otros cinco años más.

El equipo de gobierno ha “presionado” a la concesionaria para que desarrolle y financie diferentes innovaciones que harán que el convenio que regulará la concesión hasta 2022 sea mejor que el contrato “trampa” que firmó el PP en el mandato anterior, según el edil. Setex Aparki se compromete a crear una red municipal con 120 bicicletas distribuidas en nueve estaciones, construir tres puntos de carga para vehículos eléctricos en emplazamientos que decidirá el equipo de gobierno, mantener las señalizaciones horizontales y verticales en las calles reguladas por la zona azul, establecer zonas de aparcamientos gratuitas para conductores con discapacidad y para vehículos electrónicos e instalar, al menos, 600 sensores para guiar los aparcamientos.

Además, la concesionaria controlará los puntos de carga y descarga incluidos en la zona azul, aportará un técnico a la Delegación de Movilidad, mejorará la formación de los 25 empleados que tiene en el municipio y aportará fondos para pagar campañas de sensibilización. Algunas mejoras se pondrán en marcha “de forma inmediata”, como las plazas gratuitas para conductores con discapacidad, y otras están condicionadas a modificaciones de ordenanzas.

“Se trata de una renovación con una nueva forma de enfocar los asuntos, ya que ahora buscamos el interés general de Marbella. Anteponemos las cuestiones reales, prácticas, funcionales en detrimento de cuestiones inasumibles. El objetivo es que en el centro de la ciudad tuviéramos una alta rotación en los aparcamientos. Es positivo para la movilidad y el comercio”, ha explicado Díaz.

Costes de la no renovación

Díaz ha asegurado que la “prioridad” del tripartito era que el Ayuntamiento hubiera asumido la gestión del servicio, aunque, tras “un análisis exhaustivo del contrato de la concesión por parte de los técnicos municipales y una profunda reflexión”, se descartó la opción y se optó por renovar la externalización. De no haber prorrogado la concesión, ha apuntado el edil, el Ayuntamiento habría tenido que pagar 1,5 millones de euros para amortizar los parquímetros que Setex Aparki tiene distribuidos por el municipio, enfrentarse a posibles pleitos judiciales con reclamaciones “millonarias”, provocar que los 25 empleados de la empresa perdieran sus puestos de trabajo o evitar la “situación de vacío” que se habría podido originar a partir del lunes, primer día laboral después de que el sábado venza la concesión que se firmó en 2012.

El concejal ha agregado que el Ayuntamiento habría perdido también los 900.000 euros de canon que percibe al año y ha cuestionado que el Consistorio ingresara dos millones de euros en el supuesto de gestionar directamente el servicio, como sostiene Podemos, ya que, en ese caso, se trataría de un servicio directo y tendría que renunciar a obtener un beneficio y revisar a la baja las tarifas.

El edil ha señalado que en el futuro, el equipo de gobierno modificará las ordenanzas para determinar qué sectores del municipio se reservan a la zona azul. El anuncio de revisar las calles cuyos estacionamientos se regularán por este sistema se produce después de que OSP pidiera reducir la zona azul en San Pedro.

Advertencias de Podemos

El tripartito, que gobierna en minoría, se desentiende de esta forma del pulso que este miércoles le lanzó Podemos al advertirle de que una renovación de la concesión violaría los acuerdos del pacto de investidura y de los presupuestos de 2017 y supondría una “ruptura” en las relaciones entre ambas partes.

Díaz ha matizado la versión de Podemos y ha asegurado que el tripartito y la formación morada acordaron que “valoraríamos y estudiaríamos la externalización de servicios para remunicipalizarlos cuando fuera posible”. “En este caso, hemos hecho ese estudio, esa valoración y hemos visto que lo mejor para Marbella era renovar la concesión con la batería de mejoras. Entiendo que no se ha roto ningún acuerdo”, ha agregado el edil.

Díaz ha subrayado que “si Podemos gobernara, aceptaría como buena esta propuesta y eso es lo que hacemos nosotros, gobernar”. “Tenemos que aceptar lo mejor para la ciudad y no lo mejor para determinados intereses particulares o de poder ocupar más o menos protagonismo político o mediático”, ha agregado el concejal de IU en una clave argumental muy similar a la que emplean los ediles de OSP para recriminar a Podemos que permanezcan en la oposición en lugar de integrarse en el equipo de gobierno.

El edil ha asegurado que la decisión de renovar la concesión se ha consensuado con el resto de fuerzas del tripartito, especialmente con OSP, la formación más crítica con Podemos, que gobierna la Tenencia de Alcaldía, institución que tiene transferidas algunas competencias en Movilidad.

 

La remunicipalización del servicio de zona azul es la segunda a la que renuncia el equipo de gobierno, a pesar de lo acordado en el pacto de investidura con Podemos, tras descartar que el Ayuntamiento asumiera la gestión de los autobuses urbanos.

hidrallia hidrallia

1 Comment

  1. Enrique Sánchez Responder

    Debería explicar por qué era un contrato trampa el del PP y sin embargo lo mantiene. Así es fácil ganar elecciones, prometiendo que se municipalizan servicios públicos y después incumpliendo la promesa. En fin.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.