La investigación apunta a “alguna relación” entre el quiosquero fallecido y su agresorDeclaraciones del subdelegado del Gobierno en Málaga sobre el crimen de la Avenida Juan Alameda

Imagen de la Comisaría de la Policía Nacional en Marbella.

Imagen de la Comisaría de la Policía Nacional en Marbella.

La investigación que lleva a cabo la Policía Nacional apunta a que pudiera haber “alguna relación” entre el hombre que falleció el pasado viernes en Marbella un quiosquero de 50 años, y su agresor o agresores, atendiendo a cómo se produjeron los hechos.

Así lo ha indicado este martes el subdelegado del Gobierno, Miguel Briones, quien, al ser preguntado por el móvil de este crimen, ha señalado que “se está aún en el proceso de establecerlo”.

“Hay varias líneas abiertas”, ha expuesto el subdelegado del Gobierno, añadiendo, además, que “no se ha determinado aún si se trata de una persona o de varias” las implicadas en el suceso.

La víctima, que presentaba graves traumatismos y ninguna herida provocada por arma blanca o de fuego, fue encontrada sobre las 00.30 horas por una pareja que había salido a pasear agonizando en el portal del edificio donde tenía su residencia y donde, finalmente, murió.

La puerta de su vivienda estaba abierta, lo que hace pensar a los investigadores que la discusión se pudo iniciar en ella y que habría podido perseguir a su agresor o agresores hasta la calle o que quizá salió al portal por algo y los encontró allí.

hidrallia

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.