Muñoz alerta de la “desunión” del voto del PP en Marbella por partidos de “modas y marketing”Critica a algunos candidatos que "se esconden y no dan la cara", en clara referencia a la alcaldable de Ciudadanos, María García, desaparecida de la escena pública desde hace varios días, para no contestar a preguntas sobre su polémico empadronamiento en un piso de inmigrantes brasileños que nunca habitó

La candidata del PP a la reelección en Marbella, Ángeles Muñoz, saluda antes de iniciar el acto de este sábado en San Pedro Alcántara. FOTO/ CABANILLAS

La candidata del PP a la reelección en Marbella, Ángeles Muñoz, saluda antes de iniciar el acto de este sábado en San Pedro Alcántara. FOTO/ CABANILLAS

“La desunión del voto sólo tendrá un único beneficiado, que es el PSOE”. La candidata del PP a la reelección como alcaldesa de Marbella, Ángeles Muñoz ha alertado sobre los partidos de “modas y marketing”, en clara referencia a Ciudadanos y Vox, marcas que, a su juicio, se mueven en esta campaña local “por sus líderes nacionales” y que son “capaces de dividir” el voto de centroderecha, como ocurrió en las pasadas elecciones generales del 28 de abril.

Muñoz ha criticado  “a algunos candidatos que se esconden y no dan la cara”, en clara referencia a la alcaldable de Ciudadanos, María García, desaparecida de la escena pública desde hace varios días para no contestar a preguntas sobre su polémico empadronamiento en un piso de inmigrantes brasileños que nunca habitó.

Quien asumiera las riendas del PP local allá por 1998, candidata a la Alcaldía por quinta vez consecutiva (2003, 2007, 2011,2015 y 2019) ha repasado una serie de proyectos de sus gobiernos, llevados a cabo en San Pedro, para denunciar, a renglón seguido, que “el PSOE en dos años y medio no hizo absolutamente nada”.

Muñoz aprovecha cada intervención para recordar a los votantes “lo importante que es tener un gobierno amigo en la Junta de Andalucía”, después de 37 años de gestión socialista.

Una vez pasado el ecuador de la campaña la también senadora electa de la formación conservadora pretende mantener a sus votantes en tensión hasta el último día, en una permanente movilización, consciente de que el electorado ‘popular’ de Marbella es claramente abstencionista en un municipio que no se caracteriza precisamente por la alta participación en comicios locales.

El acto celebrado en la tarde noche de este sábado en la Plaza de la Iglesia de San Pedro Alcántara ha sido, sin duda, una clara demostración de fuerza en un feudo tradicional de Opción Sampedreña (OSP), socio de gobierno de los ‘populares’ en el Ejecutivo marbellí y a quien Muñoz no ha citado en ningún momento, aunque ha lanzado mensajes claramente interpretables sobre determinados aspectos de su gestión que no le gustan, como la peatonalización de calles que “no debe ser impuesta”, en alusión al llamado ‘virrey’ de San Pedro, Rafael Piña, cuya gestión ha sido tildada de “cortijera” y “caciquil” por sus antiguos socios de gobierno, IU y PSOE, respectivamente.

Especialmente aplaudida ha sido la alcaldesa cuando ha dicho que habría que cambiar “el color de las pérgolas” de la plaza de la Iglesia por el azul. Se da la circunstancia de que son rojas, un color muy asociado a OSP que este partido implantó al remodelar este céntrico enclave.

Más de 500 personas han respondido a la llamada del PP en San Pedro, lo que algunos llaman el ‘cardeñismo’, calificativo acuñado por el diario El Mundo en su día, en relación con lo que ha representado siempre Cardeña, desde la secretaría general del partido en Marbella, como sinónimo de movilización en la calle, cada vez que hay que levantar teléfonos de militantes y simpatizantes, ya sea para acudir a un mitin o ir a votar.

Piña, polémico teniente de alcalde de San Pedro, mantiene desde hace tiempo un agrio enfrentamiento con comerciantes y vecinos, un electorado que se mueve en el espectro sociológico del PP y que en los últimos años se ha sentido abandonado, debido a la ausencia manifiesta de la alcaldesa en este importante núcleo de población de 40.000 habitantes.

“San Pedro necesita un equipo preparado, formado, que de verdad empiece a trabajar por la accesibilidad”, ha expuesto durante una intervención de menos de media hora, precedida por vídeos sobre su figura y gestión.

Los accesos a este núcleo de población han sido puestos en tela de juicio por la dirigente ‘popular’: “San Pedro no puede estar aislado y hoy es difícil entrar. Se necesita mucho más dinamismo, y de verdad un Plan de Accesibilidad que nos permita decir que estamos en un enclave estratégico”, al tiempo que ha reclamado un “Plan especial para el comercio”.

Especialmente relevante ha sido propuesta para revitalizar la zona sur de San Pedro con hoteles: “yo no necesito recoger firmas para hacerlo”, en alusión a la iniciativa lanzada por Piña.

Cardeña duro con OSP

Muñoz ha dejado el tono duro para el secretario general del PP, el sampedreño Manuel Cardeña, el primero en intervenir para lanzar dardos no sólo contra el PSOE, sino también contra OSP: “los que no tenían razón son el Partido Socialista y los que han montado un chiringuito en San Pedro”, una clara indirecta hacia la Tenencia de Alcaldía que ocupa Piña y su numeroso grupo de cargos de confianza; algunos con sueldos que superan los 70.000 euros, como es el caso de la exedil Gema Midón, ahora ‘número 3’ de la lista de este partido localista.

OSP aspira a ser de nuevo llave de gobierno a partir del 26 de mayo, con un Pleno que a buen seguro estará muy fragmentado, con la irrupción de Cs y Vox.

También ha intervenido en el acto el ‘número 2’ del PP, el sampedreño Cristóbal Garre, quien repite en el mismo lugar. El edil de Pymes y emprendedores ha rescatado el mantra de que “nos quedamos a unos cientos de votos” de lograr la mayoría absoluta en 2015, algo que no es cierto, según demostró en su día Carlos Córcoles, periodista de datos y colaborar de Marbella Confidencial.

Concretamente, el PP se quedó a más de 2.000 sufragios de conseguir la cifra mágica de 14 concejales, algo que le hubiera reportado su tercera mayoría absoluta consecutiva.

De hecho, OSP, el gran rival del PP en San Pedro, se quedó a 143 papeletas de obtener un tercer concejal, en detrimento del Partido Popular. 

Si la lista que encabezó Rafael Piña, que obtuvo 4.336 votos, hubiese sumado 143 apoyos más, ésta hubiese logrado un tercer edil adicional, en detrimento del Partido Popular que hubiese pasado de tener de 13 a 12 representantes en el pleno.

Utilizando la regla de reparto D’Hondt (más conocida como Ley D’Hondt), se puede calcular la cifra exacta que hubiese sido necesaria para obtener la cifra mágica que hubiera permitido a Muñoz retener la Alcaldía.

La división entre los votos obtenidos por las formaciones políticas que obtuvieron más de un 5 % de apoyos (la “barrera electoral” en el caso de los comicios locales) hasta por 27 (número correspondiente al de concejales de la localidad), le dio a los populares 13 ediles, quedándose exactamente a 2.372 del concejal nº14, lo cual, sólo hubiese sido posible si los populares hubiesen obtenido el apoyo de 21.778 electores, explica Córcoles.

hidrallia

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.